Posteado por: ALIAR | agosto 2, 2010

Organizaciones civiles reclaman ante la ONU que la Argentina impulse políticas de control de tabaco con foco en mujeres

Diferentes organizaciones de la sociedad civil presentaron ante el Comité de las Naciones Unidas para la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación Contra la Mujer (CEDAW), un informe paralelo en el que reclaman que Argentina adopte las medidas necesarias para garantizar el derecho a la salud de las argentinas en relación con la epidemia de tabaquismo que mata a más de 11.300 mujeres por año en el país.
La Alianza Libre de Humo de tabaco Argentina (ALIAR), la Fundación Interamericana del Corazón Argentina (FIC – ARGENTINA), el O’Neill Institute for National and Global Health Law de la Universidad de Georgetown y la Campaña para Niños Libres de Tabaco (The Campaign for Tobacco-Free Kids) impulsaron la elaboración de un informe paralelo al reporte oficial argentino con el fin de poner en la agenda del Comité la necesidad de recomendar al gobierno de nuestro país que legisle en pos de controlar eficazmente la epidemia de tabaquismo, prestando especial atención a la falta de regulación de la publicidad de cigarrillos que discrimina a las mujeres, a la falta de ratificación e implementación del Convenio Marco para el Control del Tabaco de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y a la falta de indicadores de género en todas las políticas de salud. Acompañan esta presentación la Fundación Cardiológica Argentina, el Centro de Estudios de Estado y Sociedad (CEDES), la Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM), la Sociedad Argentina de Cardiología (SAC) y la Fundación para el Desarrollo de Políticas Sustentables (FUNDEPS).

Belén Rios de ALIAR y Óscar Cabrera, del ONeill Institute, presentaron en la sesión de la CEDAW los argumentos principales del informe  con el fin de que el Comité incorpore en su agenda, especialmente para el caso argentino pero teniendo en vista a los demás países, el eje tabaco y mujer como un ejemplo paradigmático de relaciones de poder discriminatorias que ponen en riesgo la vida de las mujeres en todo el mundo.

Es de gran importancia que se haya incorporado el tema del tabaquismo como un eje de discriminación y violación al derecho a la salud de las mujeres. Por este motivo, se espera que el Comité incluya en sus recomendaciones una mención a la necesidad de garantizar la vida de las mujeres frente al consumo de tabaco y a la exposición al humo de tabaco ajeno. De esta manera, la comunidad internacional estaría ayudando a luchar contra la interferencia de la industria tabacalera en las políticas públicas de salud en nuestro país.

Las organizaciones sostuvieron que, si bien estudios recientes indican que la estrategia de publicidad de las tabacaleras ha sido exitosa en todo el mundo, esta tendencia podría revertirse de manera sustancial si los gobiernos toman medidas para impedir que las empresas tabacaleras sigan promoviendo el consumo de una sustancia mortal entre sus mujeres y niñas, como las que se establecen en el Convenio Marco para el Control del Tabaco impulsado por la OMS.

Según datos del Ministerio de Salud de la Nación, en la Argentina el 28,6% de las mujeres de entre 18 y 64 años fuman, cifra que marca que se trata de los países con mayor prevalencia en América Latina, después de las mujeres chilenas. A su vez, se ha verificado una disminución en la edad de inicio del consumo de tabaco en las mujeres y que las adolescentes de entre 13 y 15 años, que en el país, fuman más que los varones: el 27,3% ellas, el 21,1% ellos. En las ultimas 3 décadas la mortalidad por cáncer de pulmón en las mujeres argentinas se ha duplicado, como consecuencia del aumento del consumo de tabaco y se espera que siga creciendo de no mediar cambios drásticos en las políticas públicas.  La Organización Mundial de la Salud estima que la prevalencia mundial del consumo de tabaco entre las mujeres será de 20% para el año 2025, un incremento brusco respecto del 12% de las mujeres que fuman actualmente. Incluso, si los índices de consumo de tabaco permanecen constantes, la cantidad de fumadoras aumentará simplemente porque la cantidad de mujeres de los países en vías de desarrollo aumentará aproximadamente en mil millones, es decir, de los actuales 2,5 a 3,5 mil millones para 2025. Argentina, por ser uno de los pocos países del mundo que no ha ratificado el Convenio Marco para el Control del Tabaco (CMCT) y por lo tanto no aplicar una política sanitaria federal consecuente en la materia, ha puesto a sus mujeres en un lugar de mayor y más grave riesgo para la salud.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: